La regla de la prorrata en IVA.
7 noviembre, 2018
Ventajas del descuento de pagarés.
5 diciembre, 2018
Show all

El pagaré y sus tipos.

28/11/2018.

Un pagaré es un documento contable usado para obtener recursos que contiene la promesa incondicional del librado o firmante, de que pagará a un beneficiario o tenedor, una suma determinada de dinero en un determinado plazo de tiempo. La diferencia entre la letra y el pagaré es que el pagaré es emitido por el mismo que contrae el préstamo.

Al ser un instrumento de pago formal, el pagaré debe poseer ciertos requisitos:

Mención de ser pagaré: Se debe indicar que el instrumento es un “pagaré

Promesa incondicional de pago: El pagaré posee una promesa incondicional de pagar una suma de dinero. La suma se debe expresar en número(s) y en letras, como también el tipo de moneda en que se efectuará el pago.

Es de destacar que la promesa de pago no debe contener condición alguna.

Nombre del beneficiario: Es imprescindible identificar a la persona a quien debe hacerse efectivo el pagaré. Puede ser a favor de una persona natural o persona jurídica, en este último caso se trataría de una denominada “razón social” o sociedad comercial.

Fecha de vencimiento: La fecha de vencimiento corresponde al día en que el título deberá ser pagado. El vencimiento debe ser una fecha posterior a la fecha en que se suscribe. El pagaré debe indicar el lugar en que se debe presentar el documento para su propio pago.

Fecha y lugar en que se suscribe: El pagaré debe contener la fecha en que ha sido creado. Es imprescindible para su relación con la fecha de vencimiento; y además para respetar los tiempos en que corresponde aplicar (cuando la ley lo disponga) el sellado o timbrado correspondiente.

Firma del suscriptor: No se exige el nombre del suscriptor, sino solamente su firma, y no admite otro medio para sustituirla, sino la firma de otra persona, que suscriba a ruego o en nombre del girador. La firma es indispensable y lógicamente torna nulo al tí­tulo su falta.

Transmisibilidad: El pagaré será transmisible por endoso, que será total, puro y simple, es decir, no será transmisible el endoso por una parte del pagaré ni aquel que incluya condiciones.

Hay diversos tipos de pagarés, y aunque su función básica sea la misma (dar a otra persona el derecho a cobrar una cantidad a su vencimiento), conviene conocer sus diferentes características.

Los principales tipos de pagarés son: pagarés bancarios frente a pagarés de empresa y pagarés a la orden frente a pagarés no a la orden. También hay variantes respecto a la fecha de pago del pagaré (prescripción pagaré) y a la forma de pago del mismo.

 

Según el emisor se distinguen las siguientes clases de pagarés:

  • Pagarés bancarios: Estos pagarés son impresos por una entidad bancaria y entregados al suscriptor en un talonario. El pago se hace contra una de las cuentas del banco. Son los más habituales.
  • Pagarés no bancarios o pagarés de empresa: Como contraposición a los anteriores, estos pagarés los emite la empresa y pueden llevar o no domiciliación.

 

Según se incluya la clausula de “no a la orden” o no:

  • Pagarés a la orden: En este tipo de pagaré, el beneficiario puede transmitir el pagaré por endoso a una tercera parte y esta tendrá fuerza ejecutiva para cobrar el pagaré.
  • Pagarés no a la orden: En este caso, el pagaré no se puede endosar a una tercera parte. Si que se puede descontar el pagaré, pero el banco que haga el descuentoo la empresa de descuentos de pagarés no podrá reclamar la deuda con fuerza ejecutiva al suscriptor del pagaré, sino al beneficiario que se lo ha descontado y tiene que ser el beneficiario original el que reclame la deuda al suscriptor. Como consecuencia, el descuento de pagares no a la orden suele presentar más inconvenientes y las comisiones por el descuento son más altas.

 

Según el momento de pago:

  • Pagarés a la vista: se tienen que pagar en el momento que se presenten para cobro.
  • Pagarés a día fijo y determinado: se determina exactamente la fecha de vencimiento a la que prescribe el pagaré.
  • Pagarés a plazo variable de la fecha de emisión: hay que añadir un plazo tras la fecha de emisión del pagaré para calcular el vencimiento.
  • Pagaré sin vencimiento: es un pagaré a la vista en el que se especifica la fecha de vencimiento en el día en que se cobra.

 

Según se puedan cobrar directamente o tengan restricciones:

  • Pagarés para abonar en cuenta: Estos pagarés solo se pueden abonar en cuenta.
  • Pagarés cruzados: Solo se pueden cobrar por el legítimo tenedor por ventanilla si se es cliente de la entidad librada o por abono en cuenta.

Si no son de los tipos anteriores, el resto de pagarés se pueden cobrar directamente.